Informacion

Trastornos del sistema nervioso


Accidente vascular cerebral

El accidente cerebrovascular, conocido popularmente como accidente cerebrovascular, puede ser de dos tipos:

  1. accidente cerebrovascular isquémico - falta de circulación en un área del cerebro causada por la obstrucción de una o más arterias por ateroma, trombosis o embolia. Por lo general, ocurre en personas mayores con diabetes, colesterol alto, presión arterial alta, problemas vasculares y fumadores.
  2. accidente cerebrovascular hemorrágico - hemorragia cerebral causada por la ruptura de una arteria o vaso sanguíneo debido a la presión arterial alta, problemas con la coagulación de la sangre, trauma. Puede ocurrir en personas más jóvenes y la evolución es más severa.

Síntomas

  1. accidente cerebrovascular isquémico
    · Pérdida repentina de la fuerza muscular y / o visión.
    · Dificultad en la comunicación oral.
    Mareos
    Hormigueo en un lado del cuerpo
    · Cambios de memoria
    A veces, estos síntomas pueden ser transitorios: ataque isquémico transitorio (AIT). No dejan de exigir atención médica inmediata.
  2. accidente cerebrovascular hemorrágico
    ·dolor de cabeza
    · Edema cerebral
    · Aumento de la presión intracraneal
    · Náuseas y vómitos
    · Déficits neurológicos similares a los causados ​​por el accidente cerebrovascular isquémico.

Tratamiento

El accidente cerebrovascular es una emergencia médica. El paciente debe ser derivado inmediatamente a la atención hospitalaria. Los trombolíticos y los anticoagulantes pueden disminuir la extensión del daño. La cirugía puede estar indicada para extraer el coágulo o el émbolo (endarterectomía), aliviar la presión cerebral o revascularizar las venas o arterias comprometidas.

Desafortunadamente, las células cerebrales no se regeneran y no existe un tratamiento que pueda recuperarlas. Sin embargo, existen recursos terapéuticos que pueden ayudar a restaurar la función, el movimiento y el habla, y cuanto antes comiencen a aplicarse, mejores serán los resultados.

Recomendaciones

  • Controla la presión arterial y el nivel de azúcar en la sangre. Los pacientes hipertensos y diabéticos requieren tratamiento y necesitan un seguimiento médico permanente. Las personas con presión arterial normal y glucosa en sangre rara vez tienen derrames cerebrales;
  • Intenta mantener el nivel de colesterol total por debajo de 200. A veces, este equilibrio solo se puede lograr con medicamentos. No los tome ni deje de tomarlos por su cuenta. Siempre escuche los consejos de un médico;
  • Adopte una dieta equilibrada reduciendo la cantidad de azúcar, grasa, sal y bebidas alcohólicas;
  • No fumar. Se ha demostrado que fumar cigarrillos es un factor de alto riesgo de accidente cerebrovascular;
  • Establecer un programa de ejercicio regular. Haga caminatas de 30 minutos diariamente;
  • Informe a su médico si su familia tiene enfermedades cardíacas y neurológicas como derrame cerebral;
  • Trate de distraerse para reducir el nivel de estrés. Conozca amigos, participe en actividades culturales, comunitarias, etc.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo de accidente cerebrovascular son los mismos que causan ataques cardíacos:

  • hipertención arterial
  • colesterol alto
  • fumar
  • diabetes
  • historia familiar
  • consumo de alcohol
  • vida sedentaria
  • sobrepeso
  • estrés

Video: Trastornos del Sistema Nervioso Autónomo (Febrero 2020).