Informacion

¿Cómo guardar el cepillo de dientes?


Las personas a menudo almacenan su cepillo de dientes en varios lugares, como dentro del gabinete del baño, en un cajón, en un portacepillos de dientes o incluso dejándolo sobre el fregadero, a veces usando una cubierta de plástico para proteger las cerdas.

Pero, ¿cuál es la forma ideal de mantenerlo para que siempre esté limpio?

Después de todo, si no se almacena adecuadamente, puede convertirse en un reservorio de microorganismos con el potencial de transmitir enfermedades.


El cepillo de dientes es un objetivo favorito de los microbios que dañan la salud.

¿Dónde guardar el pincel?

Como el cepillo está en el baño, que es un ambiente con las condiciones perfectas para la proliferación de bacterias (por humedad, luz, temperatura y nutrientes), se recomienda almacenarlo en un lugar seco e individualmente, evitando tocarlo en otros lugares. Cepillos familiares.

Sin embargo, tenga en cuenta que almacenar el cepillo en un gabinete o cajón cerrado no es lo mejor, ya que estos son lugares cálidos y húmedos. Idealmente, opte por soportes abiertos en lugares secos y ventilados, preferiblemente al menos a dos metros del inodoro.

Puede, por ejemplo, colocar el cepillo dentro de un recipiente abierto (como una taza o portaescobillas) y dejarlo en un estante alto o en un armario abierto grande. También es importante almacenar el cepillo en posición vertical para facilitar el secado de las cerdas. Además, se aplican las siguientes recomendaciones:

- Nunca deje el cepillo en el fregadero, ya que quedará expuesto y albergará microbios incluso si tiene una tapa de plástico.
- Nunca seque las cerdas del cepillo con papel higiénico o una toalla.
- Lávese las manos antes de cepillarse los dientes.
- Después de usar el cepillo de dientes, lávelo y golpéelo para eliminar el exceso de agua.
- Por la noche, trate de rociar un poco de enjuague bucal sobre las cerdas.
- Cambie el cepillo por uno nuevo cada tres meses o cuando las cerdas estén dañadas, o después de un resfriado, gripe, etc.
- Mantenga la tapa del inodoro cerrada cuando no esté en uso.
- Prefiera los contenedores de basura con tapa y pedal, para no ensuciarse las manos.

¿Qué pasa con el trabajo o los viajes?

En el trabajo, o cuando viaja, se recomienda tener un kit personal de cuidado bucal que se pueda guardar en un estuche. Sin embargo, en este caso el cambio de pincel debería ser más frecuente.

Cuando llegue a su destino, es mejor quitar el cepillo de su caja y limpiarlo como se recomienda anteriormente. Después del uso, tenga cuidado de no mojar la carcasa, y puede usar un trozo de papel para que se seque.

Las precauciones mencionadas en este artículo son fundamentales para prevenir enfermedades causadas por bacterias acumuladas en el cepillo, que incluyen: gingivitis, periodontitis, candidiasis, caries, etc.