Artículos

Clonación terapéutica para obtener células madre.


Si en lugar de insertar en un útero el óvulo cuyo núcleo ha sido reemplazado por una célula somática, permitimos que se divida en el laboratorio, tenemos la capacidad de usar estas células, que en la fase de blastocisto son pluripotentes - para fabricar diferentes tejidos.

Esto abrirá perspectivas fantásticas para futuros tratamientos porque hoy solo se pueden cultivar en el laboratorio células con las mismas características del tejido del que se tomaron. Es importante que las personas comprendan que en la clonación con fines terapéuticos solo se generarán tejidos en el laboratorio sin implantación en el útero.

No se trata de clonar un feto dentro de unos meses en el útero y luego extraer sus órganos como algunos creen. Tampoco hay ninguna razón para llamar a este huevo embrionario después de la transferencia del núcleo porque nunca tendrá este destino.

Una encuesta publicada en la revista. Ciencia por un grupo de científicos coreanos (Hwang et al., 2004) confirma la posibilidad de obtener células madre pluripotentes mediante la técnica de clonación terapéutica o transferencia de núcleos. El trabajo se realizó gracias a la participación de dieciséis mujeres voluntarias que donaron un total de 242 óvulos y células "cúmulos" (células que rodean los óvulos) para contribuir con la investigación dirigida a la clonación terapéutica. Las celulas cúmulo, que ya son células diferenciadas, se transfirieron a los huevos de los que se habían eliminado los núcleos. De estos, el 25% pudo dividirse y alcanzar la etapa de blastocisto, capaz de producir líneas de células madre pluripotentes.

La clonación terapéutica tendría la ventaja de evitar el rechazo si el donante fuera la persona misma. Sería el caso, por ejemplo, reponer la médula en alguien que quedó parapléjico después de un accidente o reemplazar el tejido cardíaco en una persona que tuvo un ataque cardíaco. Sin embargo, esta técnica tiene sus limitaciones. El donante no podía ser la persona misma cuando era alguien afectado por una enfermedad genética, porque la mutación patógena que causa la enfermedad estaría presente en todas las células. Si se usaran las líneas de células madre embrionarias de otra persona, también existiría el problema de la compatibilidad donante-receptor. Este sería el caso, por ejemplo, para alguien afectado por distrofia muscular progresiva, ya que su tejido muscular necesitaría ser reemplazado. No podía usar sus propias células madre, sino un donante compatible que posiblemente podría ser un pariente cercano.

Además, no sabemos si, por ejemplo, en el caso de las células obtenidas de una persona mayor afectada por la enfermedad de Alzheimer, si las células clonadas tendrían la misma edad que el donante o si eran células jóvenes. Otra pregunta abierta se refiere a la reprogramación de genes que podrían hacer que el proceso sea inviable dependiendo del tejido u órgano a reemplazar.

En resumen, por mucho que estemos a favor de la clonación terapéutica, es una tecnología que necesita mucha investigación antes de aplicarse al tratamiento clínico. Por este motivo, la gran esperanza a corto plazo para terapia celular, proviene del uso de células madre de otras fuentes.

Referencias: HWANG, S. W .; RYU, Y. J .; PARK, J. H .; PARK, E. S .; LEE, E. G .; KOO, J.M. et al. "Evidencia de una línea de células madre embrionarias plurpotentes derivada de un blastocisto clonado". Scienceexpress12 de febrero 2004

Texto adaptado de Zatz, Mayana. "Clonación y células madre". Cienc. Culto, jun. 2004, vol.56, no. 3, pp. 23-27, ISSN 0009-6725.